Más de 2 toneladas de productos cárnicos intervenidos en Rosario Versión para impresiónEnviar por correoVersión PDF -A+A Fue tras detectar que en un camión, estacionado en la vía pública, se realizaba el cuarteo de medias reses con interrupción de la cadena de frío. Santa Fe, 19 de mayo de 2017 – El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) intervino 2200 kilogramos de productos cárnicos de un depósito en la ciudad de Rosario, por tener interrumpida la cadena de frío y realizar la ejecución de procedimientos de cortes en un lugar no apto para ello, lo que implica riesgos para la salud de los consumidores. La mercancía constaba de 23 medias reses, 1 corte delantero y 1 corte trasero, y estaba dentro de un camión estacionado en la vía pública, en cuyo interior se efectuaban operaciones de cuarteo de las medias reses, según lo constataron al llegar al lugar los agentes del Centro Regional Santa Fe del Senasa. Al realizar los controles respectivos, los técnicos del Organismo verificaron que las medias reses y los cortes se encontraban a 22 ºC, una temperatura que no es la adecuada, y que se había interrumpido la cadena de frío. Es por ello que, luego de labrar el acta correspondiente, dispusieron derivar la carne a un frigorífico habilitado por el Organismo para tomar muestras y determinar su inocuidad. Los agentes del Senasa también detectaron que las habilitaciones de los transportes estacionados en el lugar estaban adulteradas o vencidas, y constataron que los talonarios de solicitud de certificados sanitarios y permisos de tránsito del Senasa correspondían a un establecimiento que ya no existe, estaban en blanco y sin número ni nombre del establecimiento, por lo que incautaron la documentación irregular. Asimismo, verificaron que en las cámaras frigoríficas del depósito de donde provenía la mercancía se encontraban 9 medias reses, 4 cortes delanteros, 3 planchas de asado y cortes varios congelados, lo que quedó precintado para evitar su comercialización, e intervenida, con el fin de resguardar la salud pública.